Radio Clash: NME

El trío ganó el concurso Movistar Bandas sin haber nunca tocado en vivo, un camino distinto del que suelen recorrer los artistas y que los tiene sorprendidos. Otro ingreso en Radio Clash, espacio de presentación de artistas nuevos

Por Gastón González Napoli

El concurso cerraba a medianoche y ya eran las 22. Los hermanos Franco y Bruno Serra habían descartado presentarse con su banda, Guacho. Pero tenían algunas canciones pop, que habían compuesto en el estudio casero de su apartamento, y decidieron probar suerte. En ese par de horas surgió NME. Un par de meses más tarde ganaron el Movistar Bandas. En julio debutaron como teloneros de Santé Les Amis.

“Hemos hecho el camino inverso, salimos en la tele antes de haber tocado en vivo”, se ríe Franco, que supo escribir para MOOG en los albores de la revista.

Los hermanos Serra vienen del hard rock. Y no les va mal: para Franco, “ha sido el mejor año” de Guacho. En octubre tocarán en el Cosquín Rock y el Durazno Rock. Pero hasta en los últimos trabajos de ese grupo se ve una búsqueda más lustrosa, más pop. Franco cuenta que Mario Gallinares, hombre fuerte de Radio Futura, les propuso que grabaran algo “más suave” para poder pasarlos en distintos horarios del día y no solo reservarlos a lo más pesado. A ellos les atrajo la idea. “Fue abrir un poco el espectro, porque eran todas muy parecidas las canciones”, dice.

Tal vez ahí esté el germen de NME.

– Se pronuncia “enemy”, ¿no?

– Sí, tuvimos unos problemas con eso… Es por “enemy”, de “enemigo”. Me pareció que quedaba bueno escrito así cuando lo registré en el concurso.

Le pareció a él en singular, porque hasta ese instante, NME no existía. Los hermanos habían grabado unos días antes un tema -Bruno toca la guitarra, Franco la batería- que sabían que no entraba ni siquiera en la versión más popera de Guacho. Tenían canción. El concurso exigía tres integrantes; llamaron a un conocido, “Tato” Cabrera, multi-instrumentista nativo de Canelones al igual que ellos. Franco también se encargaría de las voces.

– En Guacho tocás la batería y hacés coros. ¿Cómo fue tu conversión en frontman?

– Cuando era chico empezamos una banda de covers medio para currar en la Noche de la Nostalgia. Nos iba bien allá en Canelones, Santa Lucía. Y ahí cantaba nada más. En esa banda estábamos los tres que tocamos en NME. Esto fue un poco accidental, alguien tenía que cantar. Éramos los que estábamos. Nos repartimos, no lo pensé mucho.

Tenían banda. Faltaba un video y un nombre.

A las diez y media de la noche, Franco bajó con su celular y se filmó caminando por las calles de la zona de Tres Cruces. Listo.

¿Y el nombre?

– ¿Se te ocurrió a vos en el momento? ¿No lo habían discutido?

– Viste que empezaron a salir bandas tipo Fede Graña y Los Prolijos, Eté y Los Problems, y yo decía “voy a armar una banda solista que se llame Franco and The Enemies”. Me acordé de eso y le puse NME.

– ¿Ahí te teñiste el pelo?

– No, ya me había teñido [se ríe]. Me había teñido en verano, que hicimos un viaje y me pintó la locura.

– Pegaba con la onda, de paso.

– Pegaba, y más allá de la música, hay gente que no le da mucha bola a lo que está escuchando, pero si tenés la tele prendida, más o menos ves. Y me pasó que después de que salimos la gente me veía y era muy fácil reconocerme porque era un pibe de lentes con el pelo teñido.

– ¿Te reconocían por la calle?

– No es que me pasaba a cada rato, pero me pasó.

De su sonido, reconoce influencia de los Beatles y de Queen, dos de sus bandas preferidas. Más acá en el tiempo, nota el peso de grupos como Twenty One Pilots, que es un dúo, y el grupo mancuniano The 1975. También de Charlie Puth, que arrancó grabando en su casa y hoy es estrella internacional.

“Nosotros siempre tocamos rock, entonces es difícil tocar otra cosa, sobre todo cuando íbamos con muy poco ensayo”, dice. “Eran canciones pop rock pero nos salía tocarlo así. Y yo veo el combo perfecto de una banda de pop rock que en vivo es más humana, y eso que pasamos un montón de secuencias en vivo”.

Al concurso se presentaron unas 500 bandas, que se reducirían a 50. Y pasó NME. Les pidieron un segundo tema, que tenían a medias y armaron en una semana. Esta vez el video debía ser de ellos tocando, aunque fuera en un ensayo casero. “Fue otro desafío”, dice Franco. “La banda como tal, tocando, no había nacido. Nos tuvimos que juntar a tocar las canciones”. Y otra vez pasó NME.

Quedaron doce participantes, que tenían que ir a la televisión y tocar un tercer tema, que podía no ser original. Fueron a la segura: hicieron un cover de “While My Guitar Gently Weeps” de los Beatles. Después quedaron seis, y tuvieron que presentarse en vivo una vez más, ahora sí con un tema inédito suyo.

Y pasó NME.

La última instancia fue la entrega de premios. Bruno no estaba, había viajado a México con intenciones de volver, siempre sabiendo que podían perder, pero a último momento se le complicó y quedó en tierras aztecas. Fueron a la ceremonia solo Franco y el “Tato”. Cuando se enteraron de que ganaban y de que tenían que tocar otra vez, improvisaron un acústico de piano y voz. “Era la que nos quedaba”, dice Franco.

“Si me hubiera presentado con una banda que hiciera tres años que viniera tocando, como la mayoría de las que estaban, capaz que no lo padecía tanto en cuanto al estrés, pero para mí fue una vida”, cuenta ahora en su estudio casero. “Ha sido rarísimo”.

– ¿No les tiraron algún comentario tipo “están traicionando el rock”?

– Siempre está eso, es muy de acá. Hay gente que te dice “no, yo soy rockero” y después en la casa escucha otras cosas, eso me parece peor. Te estás traicionando a vos mismo. Y también pienso en otra gente, de los más talentosos y reconocidos del país, como Campodónico, que hace el Peyote y después otras cosas que no tienen nada que ver. Salvando los miles de kilómetros de distancia que pueden haber entre él y yo. Lo tomo como un faro de decir “no tenés por qué hacer una cosa sola”.

Como parte del premio del concurso, NME se presentará en el ciclo Autores en Vivo el próximo 22 de setiembre.

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *